radio online

programas01lf04 copy

   Escuchar ahora: El Alirón

El Ayuntamiento de Barruelo bonificará la tasa de agua y alcantarillado a los negocios cerrados por el COVID-19

15 Abr 2020
357 veces

El Ayuntamiento de Barruelo de Santullán bonificará el cien por cien de las tasas de agua y alcantarillado, correspondientes al primer semestre de 2020, a los negocios que no tienen permitida su apertura, por la declaración del Estado de Alarma, desde el pasado 14 de marzo. El alcalde, Cristian Delgado, planteará una modificación de las ordenanzas de ambas tasas, para poder aplicar la medida, siempre que se cumplan los requisitos

El ejecutivo local pretende aliviar “la carga que soportan todas las actividades que tuvieron que echar el cierre, de forma ininterrumpida, tras la declaración del Estado de Alarma, el pasado 14 de marzo, por la pandemia del COVID-19”. Cristian Delgado asegura que “pese a que ya se han girado los recibos pertinentes, vamos a devolverles lo cobrado en conceptos de agua y alcantarillado”.

Para ello, el alcalde explica que se van a introducir, de urgencia, en el pleno ordinario de la próxima semana, una serie de modificaciones en ambas ordenanzas, para poder aplicarlo. “Se trata de un esfuerzo muy importante, el que va a hacer el Ayuntamiento de Barruelo de Santullán, que dejará de percibir una cantidad de dinero, por ambas tasas, pero creemos que es momento de apoyar a las empresas que no han podido abrir desde el 14 de marzo de 2020, en ninguno de los sucesivos decretos aprobados. Principalmente bares, restaurantes y los comercios no esenciales”, destaca el alcalde.

El alcalde anuncia que “no vamos a tener que hacer modificación presupuestaria, puesto que incluimos en nuestras primeras cuentas, una partida para la devolución de recibos, que a día de hoy nos da un margen de maniobra”. El regidor municipal destaca, además, que “esta medida se suma la compra de material sanitario para el ambulatorio al inicio de la crisis sanitaria, la adquisición de una máquina de limpieza, por un importe de 7.000 euros, y las tablets para los escolares, adquiridas entre el Ayuntamiento y la Junta Vecinal”. Delgado asegura que “de momento no tenemos desequilibrios presupuestarios, aunque vaticino una bajada de los ingresos debido a esta pandemia. Por ejemplo, el Centro de Interpretación de la Minería permanece cerrado al público, así como guardería o ludoteca, por lo que no recaudamos nada por estos conceptos. Asimismo, otros servicios pueden verse afectados, por la duración de la crisis sanitaria. Por todo ello tendremos que ajustarnos más el cinturón y reducir el gasto corriente, puesto que lo primero es ayudar a los que lo necesitan”.

Valora este artículo
(2 votos)